|  

Productores rurales de Pergamino realizaron una asamblea y plantearon demandas al Gobierno

Más de 700 productores agropecuarios de Pergamino, más dirigentes de la Sociedad Rural, CARBAP y CRA participaron de una asamblea donde analizaron el estado de situación del sector. En un manifiesto comunicaron su rechazo a las retenciones, pidieron el cese de comercialización y se quejaron por la presión tributaria. 

SEGUNDA ASAMBLEA. Semanas atrás, en Pergamino y Salliqueló hubo asambleas y tractorazos.

Con la participación de más de setecientos productores y con la presencia de los presidentes de la Sociedad Rural de Pergamino, Jorge Josifovich, de  la Confederación de Asociaciones Rurales de Buenos Aires y La Pampa (CARBAP), Matías de Velazco, y de Confederaciones Rurales Argentinas (CRA), Jorge Chemes, se llevó a cabo la asamblea de productores agropecuarios en el predio de la Sociedad Rural de Pergamino.

Estuvieron presentes representantes de las entidades que integran la Mesa de Enlace Nacional como el presidente de Federación Agraria Argentina (FAA) Carlos Achetoni, de la Mesa Provincial y local; también asistieron legisladores nacionales y provinciales.

Según indicaron los protagonistas del encuentro, “luego de un meduloso análisis sobre el estado de situación de la instauración de las retenciones nacionales y de la presión impositiva en la provincia de Buenos Aires por parte de los presidentes de CARBAP y CRA, y con los ánimos caldeados de todos los presentes comenzó a sesionar la asamblea y luego de dos horas de deliberaciones reflejaron en este Manifiesto las mociones sugeridas”.

Las demandas votadas por los asambleístas de Pergamino y que pretenden acercar a la administración de Axel Kicillof son las siguientes:

•    Ratificar la negativa rotunda a la aplicación de retenciones.
•    Pedido de cese de comercialización.
•    Unidad de los productores y Mesa de Enlace Unida.
•    Pedido unánime de ajuste del Estado y de la política.
•    Definiciones del Gobierno nacional antes del 31 de enero de 2020.
•    No innovar en medidas que ya han fracasado como el Registro de Operaciones al Exterior (ROE) en trigo y maíz.
•    Preocupación por la mirada sesgada de funcionarios hacia la producción agroalimentaria.
•    Abusos de algunos municipios en tasas y gravámenes sin contra prestación alguna y con cálculos alejados de la realidad.

(La Tecla)

Categorías

error: Content is protected !!