|  

Pablo Ledesma: “El movimiento económico del fin de semana en Carhué ha estado entre los 15 y los 20 millones de pesos”

El secretario de Turismo de Adolfo Alsina resaltó el impacto que en matera económica tuvo el fin de semana largo. La ciudad tuvo un 94 % de ocupación turística en Semana Santa. En diálogo con Cruzando el Puente -por Radio 2000-, habló, entre otros temas, de armar un plan estratégico a 10 años.

“Las estadísticas que arroja el fin de semana largo de Semana Santa, son sumamente favorables, ya que Carhué ha tenido un promedio de ocupación del 94% y, si lo llevamos al comparativo que teníamos, son los números que más se asemejan al fin de semana de Carnaval, que históricamente es el más importante del país desde el punto de vista turístico”, dijo por Cruzando el Puente el titular del área de Turismo municipal, Pablo Ledesma, quien se desempeña al frente de la Secretaría desde el pasado 1° de abril.

El funcionario destacó enseguida que “este fin de semana hemos tenido casi los números del fin de semana de carnaval, donde se llegó al 100%. En Carhué tenemos detectados 1354 plazas, lo que no quiere decir que haya venido ese mismo número de turistas, porque creemos que vinieron muchos más, porque atendimos gente de toda la Provincia”.

“El centro emisor más grande sigue siendo Buenos Aires y AMBA, gente de interior de la Provincia, y el resto es turismo de cercanía que se convierte en visitante; o sea que tenemos el turista que se aloja y se queda, y el visitante, que es el que viene, va a las ruinas, come, carga combustible y sigue, pero que también hace a los números de la economía”, puntualizó Ledesma. 

“Pero si hiciéramos una encuesta caprichosa para tener un número aproximado sin conocer la cantidad  de visitantes porque no lo medimos, creemos que el movimiento económico del fin de semana, ha estado entre los 15 y los 20 millones de pesos que han quedado en Carhué después del fin de semana; y eso nos pone muy contentos”, remarcó Ledesma.

“De mi parte voy haciendo camino al andar, como dice la canción; y cuando nos sentamos con los equipos técnicos a conversar, les pregunté por la cantidad de plazas hoteleras y de alojamiento informal o extra formal; y en realidad, hoy es muy grande el número de personas que no se aloja en hotelería, lo que conllevaría a un análisis importante, porque cuando Carhué recibía solamente en hoteles, la economía quedaba un poco remitida a ese sector; pero ahora, con la incorporación del parque termal y los alojamientos en casas de familias y departamentos de alquiler temporario, se amplió la perspectiva y cambió la modalidad del turista, ya que le turista que llega a un departamento consume en el pueblo”, puso de relieve el secretario de Turismo. 

En este sentido apuntó que “el que viene tres noches, una de ellas sale a comer, y en las otras dos compra el asadito para hacer en la cabaña, y derrama en la economía local, porque deja el recurso en la carnicería, en la despensa, en el kiosco y el supermercado; por eso está bueno que ese perfil de turista también nos esté llegando”.

“Un desafío que como comunidad tenemos por delante, es trabajar todos sentados en la misma mesa, porque el Estado no recauda con el turismo; lo tiene como motor de desarrollo de la economía en tanto y en cuanto el sistema funcione bien. El Estado recauda, por ejemplo, con la entrada a las ruinas, cuyos recursos deben ser volcados en obras que hagan que el destino esté mejor y que la gente vuelva y consuma”, destacó.

“Este fin de semana, por ejemplo, se pusieron guías en las ruinas de Epecuén, quienes no solamente le pusieron vida y contenido a los ladrillos caídos. Las personas que llegaron a las ruinas pudieron contratar guías por $ 50. Nosotros generamos esa estructura que se autofinanció, y se absorbió la mano de obra de tres guías profesionales recibidos en la UPSO, de Carhué, y que no es personal del municipio”, apuntó.

PABLO LEDESMA. El secretario de Turismo de Adolfo Alsina en Radio 2000. 

“Hay cosas para mejorar”

Más adelante Ledesma contó que “el fin de semana, consumí gastronomía, y sé que hay mucho que mejorar en este aspecto. Creo que el sector está cargado de buenas intenciones, pero hay que profesionalizarlo, ya que la gente tiene que pasarlo bien cuando se sienta a comer, tiene que tener ganas de volver a ese lugar, porque como dice la frase, turista que se siente satisfecho, es turista que vuelve”.

“Hay cosas para mejorar, pero es necesario que nos sentemos en comunidad a una mesa, tal como lo desea el intendente Javier Andres, para armar un plan estratégico a 10 años, y tener un Norte común, porque es lo que va a servir”, manifestó.

“Con Javier trabajamos juntos en la época en que era secretario de Turismo. Yo estaba en Guaminí, donde al llegar encontré las lagunas secas, cuando el monoproducto es el pejerrey, porque allá el turismo tiene escamas, pero no había un solo pejerrey por ningún lado. Por lo tanto, mi misión era reconvertir el turismo, ya que contaba con las 65 mil hectáreas de lagunas donde no había pesca. Y una de las cuestiones que surgió, fue potenciarnos y hacernos socios estratégicos entre distintos destinos. Fue así que armamos el corredor Termas, Sierras y Lagunas con Carhué, Puan, Villarino y Sierra de la Ventana, y la primera movida fue junto a Javier, a raíz de un convenio marco que firmaron los intendente David Hirtz y Néstor Álvarez, para salir a vender la zona”, recordó Ledesma.

“Empezamos vendiendo el producto en Mar del Plata, que es una zona que conozco. Allí fuimos, y estuvimos en los 13 medios más importantes, tras lo cual, después de esa gira, empezaron a venir a Carhué turistas de esa zona. Cuando nos asociamos, comenzamos a recibir gente de lugares que antes no, porque si bien Sierra de la Ventana y Carhué eran marcas un poco más instaladas, no era así para Guaminí, Puan ni Villarino; con ofertas muy complementarias. Es fantástico que el hombre vaya a pescar a La Salada o a Guaminí mientras la señora se da el baño termal en Carhué”, subrayó.

“En este momento, el corredor sigue funcionando; y hace poco tuvo una declaratoria en el Senado impulsada por Hirtz, con la incorporación de Bahía Blanca y Pigüé, que son los pasos futuros que venían; y creo que si bien está en un impasse, hay que volver a impulsarlo, reunirnos y trabajar para volver aponer la región en la vidriera”, dijo.

“Debemos hacerlo, -enfatizó-, porque estamos en el turismo post pandemia; el viajero cambió, y se da una situación parecida a cuando se instaló la ley de los feriados puente, que favoreció a los destinos como el local, porque la gente decidió salir más veces durante el año, y consumir mini turismo en lugares emergentes. Y ahora se da algo similar, con gente eligiendo destinos bioseguros, donde se siente libre y menos apretado, porque el trauma de la pandemia nos ha dejado secuelas, y las personas eligen los destinos que tienen que ver con naturaleza y tranquilidad, sin dejar de lado lugares como Mar del Plata, que también se llenó”.

“Carhué se volvió a reconvertir”

“Cambió la concepción de lo que las personas hacen con la plata. La gente se dio cuenta que de un día para el otro estuvieron encerrados y no pudieron hacer nada por más plata que tuvieran. La pandemia fue como el guardapolvo en el colegio; nos igualó, y generó una conciencia de que la plata está para gastarla, que a los momentos placenteros no hay que dejarlos pasar, y hay que aprovechar cada minuto. Eso ha movido a la gente, y hay un turismo que viene por ese lado”.

“También a Carhué ha venido mucha gente joven. He hecho la maestría en desarrollo turístico sustentable en la Universidad de Mar del Plata, y en uno de los seminarios salió el tema de Carhué, que en su momento se reconvirtió de destino de termas a un destino de rock; y hubo una persona que entiende mucho del área, que era por entonces director de Turismo de Villa Gesell, Jorge Ziampris, quien decía que si teníamos en cuenta lo que estábamos viendo en la maestría, era muy rara esa mutación, porque en 2006, se asociaban las termas con el adulto mayor, pero acá se daba el cambio por el rock, y nos preguntábamos cómo se iba a sostener eso. Ante ello él decía, que iba a volver el producto del inicio, que finalmente es lo que pasó”, expresó. 

Al respecto dijo que “Carhué se volvió a reconvertir y hoy se ven familias jóvenes, con chicos, debido a que las termas ya no son un producto de ‘viejos’, dicho con respeto y afecto, porque hoy vemos en las termas marinas de San Clemente, a los chicos jugando con olas en las piletas termales”.

“Hay que trabajar en capacitación”

Respecto a su aseveración de que hay que profesionalizar la parte gastronómica, Pablo Ledesma explicó que “en el corto plazo hay que trabajar en capacitación, y es uno de los ejes que tenemos pensado, y que abarca desde el empresario hasta el parquero. La capacitación como concepto de que como sociedad tenemos un back up para cuando el turismo nos invade. De lo contrario, nos sucede que terminamos sacando camareros, mozos o mucamas de la galera, que no preparamos, pero necesitamos para tres días”. 

“La idea -puntualizó-, es formar gente que si bien no va a tener trabajo todo el año, porque no siempre es Semana Santa, esté disponible y preparada para cuando sea necesario, y que sepan que antes de traer el plato, deben poner el pan y las bebidas; que el empresario sepa de la relación costo calidad, que el producto sea bueno, y demás aspectos que hay que trabajar”.

“Todos tenemos que trabajar como una comunidad anfitriona si es que queremos hacer que Carhué y el Distrito sean turísticos, que es lo primero que debemos plantearnos, porque podemos ser localidades turísticas, o lugares con turismo, que es distinto”, puso de relieve el funcionario.

“Carhué tiene un gran potencial agrícola ganadero, pero cuando vamos a los números, sabemos que este fin de semana quedaron en Carhué más de 15 millones de pesos; y no sé si hay una economía después del campo que deje esa cifra en un fin de semana. Y si vamos ante un gerente de banco, y le preguntamos cuánto crecieron los depósitos el lunes en comparación con lunes anteriores, la respuesta va salir enseguida, porque vendió más el proveedor de gaseosas, la señora de la despensa, el panadero, y demás”, puntualizó Ledesma.

SEMANA SANTA EN CARHUÉ. Como siempre, las Ruinas de Epecuén fueron uno de los lugares más visitado. 

Turismo con ADN

Más adelante, ahondando en el plan estratégico que mencionó previamente, el secretario de Turismo explicó que “se trata de sentar a todos los sectores en la mesa para ver qué Carhué queremos de aquí en adelante. Hay aspectos que son técnicos, y para los cuales pueden venir de una universidad a elaborar ese plan; pero debemos tener representadas todas las voces, porque los planes estratégicos deben salir del ADN de cada localidad”. 

Añadió que “en ese ADN seguramente hay que cambiar conductas, porque si tenemos una ciudad agrícola ganadera, a la cual el turismo llega a raíz de una situación trágica, hay que ver cómo proceder, y dilucidar cómo somos, qué queremos, hacia dónde vamos y con qué acciones, dónde va a intervenir el Estado, dónde los privados, y dónde las organizaciones y entidades como clubes, universidades e instituciones, que son generadores de acciones, porque por ejemplo, un CEF puede organizar un torneo provincial de vóley, al que vienen 15 equipos durante 3 días, que traen sus jugadores, los técnicos, los árbitros y los padres; y un evento deportivo, está también generando un evento turístico”.

“Esa es otra de las ideas que tenemos de promover Carhué como destino sede, en la escala que podamos. Por ejemplo en mayo, vendrá 100 contadores municipales de la Provincia, y el presidente (del Colegio de Contadores) ya ha venido a Carhué, quedó encantado, y lo comentó entre los contadores, por lo cual, a ese evento, hay muchos que quieren venir con sus familias, y ya están haciendo consultas. Y eso sirve, porque cuando las personas vienen a congresos o convenciones, y el destino les agrada, cuando regresan a sus lugares, cuentan lo vivido, y después vuelven con sus familias”, resaltó.

“El plan estratégico es fundamental, -subrayó-, de hecho, el plan nacional, que data de mediados de los 2000, se va reformulando cada cinco años por más que está planteado a largo plazo. Acá debemos hacer lo mismo, porque las cosas van cambiando, y eso te da un Norte, y la oportunidad de que estén todos involucrados”. 

En este sentido dijo que “si dentro de un determinado tiempo, viene alguien a quejarse por algo, podemos preguntarle dónde estaba cuando se trazaron los objetivos de ese plan. Al mismo tiempo, marca un camino para que el director de Turismo que venga en el futuro, no encuentre la nada, sino un rumbo por el cual vamos transitando; y ese orden sólo lo deja un plan”.

 Pablo Ledesma en Radio 2000 .

Un campamento educativo en La Chacra

Pablo Ledesma también habló del camping La Chacra, definiéndolo como “un lugar maravilloso, en el cual hay que tener un campamento educativo. Tenemos que armar infraestructura y servicios para que los chicos de la región vengan y se queden dos o tres días, durante los cuales puedan tomar servicios de bicicletas, cabalgatas, kayak en la laguna, que conozcan sobre los flamencos y las particularidades de Epecuén, porque todo genera economía, con impactos más chicos o más grandes”.

Asimismo, consultado acerca de la posibilidad de lograr una ampliación de playas de cara al próximo verano, Ledesma comentó que “en ese orden, debe haber un plan director, que debe incluir el manejo de todo el parque Epecuén, ya desde la bajada de calle Colón. Y en estos días justamente estuvimos hablando con el Intendente de la necesidad de parquización para mejorar las últimas cuadras de esa calle, para que tengan un cerco verde, y algo más vistoso en la llegada al principal producto que tenemos para vender, que es el Lago”.

“En el lugar instalaremos una casilla de información permanente, porque es el sitio donde pasan todos, para integrar a su vez el hidrotermal a los atractivos del parque; y eso tiene que formar parte de un plan estratégico”, acotó.

“Concretamente sobre la ampliación de playas, hay que pensar que cada movimiento genera otras cuestiones; si armamos una playa, hay que dotarla de servicios, agregar guardavidas, y demás, y para eso hay que analizar cómo va a generar ingresos. Quizá puede ser con concesiones; pero hay que hacer el correspondiente análisis, porque si la necesidad de generar más playa está, hay que responder a la demanda, pero debe ser planificado; tenemos que saber por qué lo hacemos, y cómo”, apuntó Ledesma.

“Vamos avanzando en la necesidad de generar un espacio para los artesanos, este fin de semana funcionó muy bien la carpa que se instaló. En eso estamos trabajando con Guillermo Besagonill, que está a cargo de los emprendedores, para que puedan trabajar cómodos”, manifestó.

“Este fin de semana, estuve recorriendo mucho; estuve en La Chacra Vieja, con el tema de los ciervos, donde había 30 personas, en su mayoría del AMBA, también de Mar del Plata, Necochea y Tres Arroyos; y menciono esto como un ejemplo de los contenidos agregados al destino, que es un desafío que nos planteamos con el Intendente, porque hay que generar actividades, para que la gente tenga algo más que meterse en el agua. A esos contenidos hay que buscarlos; será un trabajo paciente, y seguramente podremos encontrar algo por el lado de la cultura”, dijo. 

“Para ello estamos trabajando en conjunto con la titular del área, Giselle Caussanel, y también con Ezequiel Figueroa en Deportes, porque estas áreas también son generadoras de eventos; y hay que destacar que el turismo es una cuestión integral, porque para desarrollar una actividad, es necesario que Servicios Públicos tenga las cosas bien, que Seguridad pueda tener todo en orden, ya que el sábado pasado, por ejemplo, llamamos dos policías para que el matadero esté protegido y la gente se acerque hasta donde es posible”, mencionó.

“Al matadero hay que cuidarlo. Con el director del Museo, Gastón Partarrieu, estuvimos hablando de eso; y en lo personal, me importan las cuestiones que tienen que ver con el embellecimiento. No podemos intervenir sobre la obra de Salamone, pero sí sobre su entorno; entonces tal vez podamos hacer un lindo cerco verde, jardines, una entrada más ordenada. Y para ello tal vez podamos involucrar a los privados, que se pueden embarcar en un proyecto de responsabilidad social empresaria, y hacer su aporte, porque hay quienes tienen ganas de ayudar, siempre y cuando haya un plan de por medio”, señaló.

Para finalizar, el secretario de Turismo puso de relieve que “en Carhué, el parque termal es el socio estratégico de la comunidad; y el asociativismo es una herramienta fundamental para la sociedad, porque quien tiene un complejo de cabañas, puede asociarse con un restaurant, y recomendarse uno a otro, ofreciendo descuentos; y esas cuestiones deben suceder porque no son difíciles de lograr y son para el bien de todos. Hay quienes tal vez no lo entiendan porque no se puede pretender que todos pensemos de la misma manera, pero hay que intentarlo”.

“Adolfo Alsina es el cuarto municipio en el que estoy, y sé que hay gente que va a estar contenta con algunas cosas, pero no con otras. Sé que voy a encontrar 800 proyectos que no son tales, sino sólo ideas; porque para ser proyectos deben contemplar una serie de aspectos que abarcan el desarrollo integral de lo que se piensa y el financiamiento. Ideas tenemos todos, algunas que aterrizan fácil y otras que van a volar siempre, pero es en el marco de un plan estratégico donde se deben analizar. Y en lo personal, en este Distrito ese es el máximo objetivo que tengo, al tiempo que deseo generar contenidos al destino, y buscar nuevos nichos de mercado, que sumen a la fotografía, las motos, entre otros detectados, con los cuales tenemos que trabajar, moviéndonos, y estando en el territorio”, concluyó Pablo Ledesma en Radio 2000. (Cambio2000)

Categorías