|  

Los veterinarios: aliados de la sociedad

El Día de la Veterinaria 2022 busca celebrar los esfuerzos de los veterinarios, para fortalecer la resiliencia veterinaria y reconocer su aporte como garantes de la salud humana, animal y cuidado del medio ambiente.

El Colegio de Veterinarios de la Provincia de Buenos Aires pondera, en su día, el rol del veterinario que –consideran- debe dejar de ser entendido como aquel que sólo cura animales para entenderse como una pieza fundamental para preservar la salud pública. “Trabajamos en la prevención de zoonosis y tenemos un rol importantísimo en la cadena pecuaria junto a los productores y técnicos. Debemos ser conscientes que formamos parte de un equipo, que debe trabajar como tal para alcanzar los estándares necesarios”, plantean.

Bien se conoce que la profesión veterinaria es una actividad profundamente gratificante. Sin embargo, los profesionales son conscientes de que tienen una carga física y mentalmente agotadora. En los últimos tiempos nuevas y exigentes responsabilidades han surgido de la mano de situaciones complejas como los incendios forestales en distintos puntos del país, donde gran cantidad de animales han fallecido o debieron ser trasladados y recuperados con mucho esfuerzo por parte de los veterinarios y la solidaridad de la sociedad.

Estas situaciones de estrés, ansiedad, y fatiga por compasión ha representado para los veterinarios una exigencia adicional para poder continuar ejerciendo su profesión. La resiliencia, como la clave para poder manejar situaciones inesperadas y agobiantes se plantea como herramienta fundamental que debe ser considerada no solo por las organizaciones, sino también por los gobiernos para poder acompañar adecuadamente tamaña responsabilidad. 

El Día de la Veterinaria 2022 busca celebrar los esfuerzos de los veterinarios, para fortalecer la resiliencia veterinaria y reconocer su aporte como garantes de la salud humana, animal y cuidado del medio ambiente.

El oficio del veterinario, en curva ascendente en los últimos años

El empleo en el sector veterinario viene mostrando cifras crecientes en los últimos años. Por caso, 2020 –año particular para la humanidad- finalizó con una cifra histórica: 33.500 empleos en el sector de “actividades veterinarias”, según la última Encuesta de Población Activa (EPA).

A pesar de la crisis sanitaria del coronavirus, el sector veterinario ha seguido funcionando como sector esencial, velando por la salud de todas las personas y animales que conviven con nosotros.

La cifra, correspondiente a los meses de octubre, noviembre y diciembre, no sólo supone un incremento de 4.200 ocupados respecto al trimestre anterior, sino que se ha alcanzado el mayor nivel de empleo de la última década en el sector.

Hay un dato interesante: el trabajo de las mujeres veterinarias. En este trimestre, 2.800 mujeres y 1.400 hombres han encontrado empleo respecto al tercer trimestre. En total, ahora mismo son 13.600 veterinarios y 19.900 veterinarias.

La ocupación aumenta este trimestre en 42.000 personas en el sector público y en 125.400 en el privado. En los 12 últimos meses el empleo se ha incrementado en 125.800 personas en el sector público y ha descendido en 748.400 en el privado. (Cambio2000)

Categorías