|  

Axel Kicillof: “No estamos atravesando una segunda ola sino un tsunami de contagios”

El mandatario provincial defendió las nuevas medidas tomadas por el Gobierno nacional, valoró el desarrollo de la campaña de vacunación, el trabajo para reforzar el sistema sanitario y lanzó fuertes advertencias relacionadas con los cuidados individuales.

«ES UN ESPANTO LO QUE ESTÁ PASANDO CON EL SISTEMA SANITARIO», advirtió Kicillof.

El gobernador bonaerense Axel Kicllof sostuvo este jueves en conferencia de prensa que la Argentina y la provincia de Buenos Aires no está atravesando “una segunda ola sino tsunami de contagios”.

“Hemos pasado este año construyendo y ampliando nuestros hospitales, centros de testeos y vacunatorios. Prefiero ampliar hospitales y no ampliar cementerios”, alertó el Gobernador en defensa de las restricciones a la circulación.

En ese marco, el mandatario aclaró frente a la prensa que durante un año “batallamos con la pandemia sin que lograra saturar nuestro sistema de salud” y sostuvo que “no hubo un solo bonaerense que no contara con la atención médica adecuada”.

“Es un contexto mundial y regional muy complicado pero nuestra provincia puede decir que afrontó una de las más graves crisis de la historia con un enorme esfuerzo colectivo”, evaluó Kicillof respecto a la pandemia.

Por lo mismo, el Gobernador expresó que durante un año se “construyó y amplió hospitales, centros de testeos y vacunatorios”. “Prefiero ampliar hospitales y no ampliar cementerios”, arguyó el funcionario bonaerense ante la reticencia de algunos sectores a acatar las medidas.

En cuanto al impacto de la pandemia sobre la producción, Kicillof manifestó que se “logró poner en marcha una provincia con un sistema sanitario desbordado” y que se recuperó de a poco “actividades económicas y la presencialidad en las escuelas”.

“Con todo ese esfuerzo en los cuidados, venimos de una etapa donde se recuperaron actividades, pero la situación cambió violentamente, súbitamente”, aclaró el Gobernador sobre la escalada de casos de las últimas dos semanas.

Por todo esto, el mandatario advirtió que “no estamos atravesando una segunda ola sino tsunami de contagios, vino un crecimiento de casos como no se observó en la primera ola ni en el brote de diciembre”.

De hecho, el funcionario bonaerense agregó que “en las últimas tres semanas pasamos en la provincia de 2.500 casos a más de 6.000 en promedio por día, y ayer se batió el récord de 10.000 casos”.

“Es impresionante la velocidad con la que están creciendo los contagios”, expresó Kicillof sobre los tres días con récords de casos diarios en el territorio bonaerense en medio de la segunda ola de la pandemia.

Sobre esto, Kicillof aclaró que  “tiene que ver con haber relajado cuidados y conductas, con el cambio de temperatura, la mayor movilidad y las nuevas cepas, que son más peligrosas”.

En ese contexto, el mandatario describió que “si no hay circulación en los espacios cerrados de aire es una condena al contagio” y sostuvo que “también se van completando las terapias intensivas” por la cantidad de casos.

“Hoy podemos decir que el logro de que no haya faltado ninguna cama de terapia intensiva está en peligro. Si no se toma ninguna medida los casos crecen, crecen y crecen”, alertó el Gobernador.

Por lo mismo, el funcionario provincial advirtió que “es un espanto lo que está pasando en el sistema sanitario, antes de esta semana teníamos 60% de ocupación, ayer teníamos el 90% en el Hospital San Martín de La Plata”.

“Hay que parar los contagios porque son más internaciones, más muertes y corremos peligro de saturar el sistema sanitario”, aseveró el mandatario por la saturación del sistema de salud.

A su vez, el Gobernador remarcó que “muchos países de Europa y América Latina tomaron medidas duras ante el aumento de contagios, no es algo agradable, pero es la única manera de frenar la cantidad de contagios”.

“No está en juego una libertad individual, hay una graves crisis generada por la pandemia, en estas situaciones lo que juegan son los derechos, me pregunto quién tiene derecho de contagiarse e infectar a otros”, reflexionó el funcionario ante el cuestionamiento de las restricciones de circulación.

Por todo esto, Kicillof enfatizó que “hay una epidemia, la más grande en cien años” y recordó que “ayer vacunamos a más de 80 mil personas en la provincia, digo esto porque esta ola llegó violentamente”.

“Llevamos más de 1.600.000 personas vacunadas con la primera dosis, tenemos inoculados a 337 mil trabajadores de la salud, es más del 90% de los inscriptos, nuestro sistema salud enfrenta la segunda ola con un grado de protección totalmente diferente”, aclaró el funcionario provincial.

En ese sentido, el Gobernador bonaerense destacó que “también se vacunaron 212 mil trabajadores de la educación, que representan el 51% de todo los planteles”, junto a  “764 mil mayores de 70, 80 y 90 años, que es un 65%”.

Además, Kicillof agregó que “entre los que tienen 60 y 70 con comorbilidades, tenemos 71 mil vacunados” y solicitó que “por favor vean lo que está pasando en los hospitales de la provincia, no es un rato más o menos de diversión” por lo que dispuso que haya «medidas muy duras» para quienes violen las restricciones. (Diputados Bonaerenses)

Categorías